Fef Manual Area Catequesis Universitarios

of 42/42
Área de Catequesis Universitarios, 2004 1 FAMILIA EDUCADORA EN LA FE MANUAL DEL ÁREA DE CATEQUESIS UNIVERSITARIOS Familia Educadora en la Fe, Plaza de San Jacinto No. 18 Bis, San Ángel, 01000 México, D. F. Tel. y Fax 5616-0554
  • date post

    22-Oct-2015
  • Category

    Documents

  • view

    93
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of Fef Manual Area Catequesis Universitarios

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    1

    FAMILIA EDUCADORA EN LA FE

    MANUAL DEL REA DE CATEQUESIS UNIVERSITARIOS

    Familia Educadora en la Fe, Plaza de San Jacinto No. 18 Bis, San ngel, 01000 Mxico, D. F. Tel. y Fax 5616-0554

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    2

    PRESENTACIN

    Manual del rea de Catequesis Universitarios

    Vayan, pues, y hagan discpulos a todas las gentes bautizndolas en el nombre de Padre y del Hijo y del Espritu Santo y ensendoles a guardar todo lo que yo les he mandado. Y he aqu que yo estoy con ustedes todos los das hasta el fin del mundo Mt 28, 19-20.

    Respondiendo a este llamado, el rea de Catequesis Universitarios quiere formar comunidades slidas que, unidas y siguiendo los objetivos y fines de Familia Educadora en la Fe, trasciendan, no nicamente en sus miembros sino en la sociedad, mostrando por medio de la experiencia de vida y del testimonio, cmo debemos caminar y evangelizar la realidad de nuestro pas con nuestras comunidades.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    3

    NDICE:

    1. Introduccin. 4 2. Familia Educadora en la Fe. 5 3. Comunidades de Universitarios. 7 4. La relacin del universitario con SU movimiento 9 5. Naturaleza del rea de Catequesis de Universitarios 13 6. Antecedentes y Fundamentacin 16 7. Membresa 17 8. Asesor Eclesial Nacional o de Comunidad 18 9. Matrimonio Acompaante 19 10. Ser y Quehacer (Metodologa y funcionamiento). 22 11. Itinerario 26 12. Cmo hacer la programacin de sesiones de la comunidad 27 13. ICAFE 29 14. Proceso o ciclo vital de la comunidad. 30 15. Indicadores de xito 35 16. Glosario 36 17. Bibliografa y materiales de apoyo 39 18. Sesin de Comunidad 40 Anexo 41

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    4

    1. Introduccin:

    El misterio de la vocacin humana. Toda persona, amada por Dios desde la eternidad, es invitada a vivir un proyecto divino para su vida, ste es el misterio de la llamada de Dios. No es una llamada indiferente o neutral: antes de formarte en el vientre, te escog La llamada de Dios Nuestro Seor es algo que va mucho ms all de la profesin que cada uno pueda elegir, es el camino que nos va a hacer ms felices en nuestra vida, vocacin que se concreta en un llamado a la santidad.

    Pero esto no lo podemos lograr solos. Necesitamos de otros.

    Dios es una comunidad de personas. Y Jess, reflejado en esta vida comunitaria, funda su Iglesia, que es el lugar donde encontramos a Dios a travs de otros cristianos que tambin lo buscan. En ella el Espritu Santo distribuye numerosos dones o carismas que hacen surgir grupos, movimientos o comunidades.

    El mismo Cristo, que perteneca al pueblo elegido, quiso llamar a un pequeo grupo para compartir la vida y su proyecto redentor. Los fue formando y al final los llam sus amigos y los am tanto que dio su vida por ellos en la cruz, de donde naci el nuevo pueblo de Dios, la comunidad de la nueva Alianza, la Iglesia, la cual, congregada y guiada por el Espritu Santo, alimentada por la Palabra y los Sacramentos, especialmente la Eucarista, camina hacia la casa del Padre.

    La Iglesia es una y Dios la quiere unida y enriquece esta unidad con diversidad de carismas, dados para el bien comn, que es la edificacin de la misma comunidad eclesial.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    5

    2. Familia Educadora en la Fe: Una Historia de

    Amor

    Naturaleza de Familia Educadora en la Fe:

    Dios es amor y nos ha regalado un carisma que es muy especial: conocerlo a El a travs de su imagen viva que es la familia. Cristo mismo quiso entrar en nuestra historia y dar sus primeros pasos humanos desde la familia. As, la familia, se ha convertido en fuente del Evangelio. Dios la invita a evangelizarse y hacerse evangelizadora.

    As pues, a la luz de nuestro carisma, cada familia de FEF desea vivir un doble movimiento. Primero llenarse de Dios y luego comunicarlo a los dems, comenzando por la misma Iglesia, pero sin olvidar el impregnar la misma sociedad de los valores del Evangelio. La dinmica que se sigue, es la misma que Jess le pidi a sus amigos: la comunin, el servicio y una unidad que sea el primer testimonio de que somos sus discpulos. Por eso, es fundamental buscar siempre la comunin con los pastores de la Iglesia, entre nosotros y con todos.

    A partir de sus objetivos esenciales, FEF establece su forma de accin sobre una base pedaggica catequtica peculiar, dentro de un marco de referencia de comunin en la Fe de comunidades de familias, en una experiencia que busca la maduracin de sta, la proyeccin misionera y el trabajo en equipo.

    FEF tiene un sistema de formacin para padres de familia y mtodos de catequesis dirigida a nios, adolescentes, jvenes y adultos en sus distintos estados de vida. Por su naturaleza pueden formar parte de FEF todas aquellas personas que como miembros integrantes de una familia, buscan el crecimiento y maduracin de su propia persona, de su familia y su comunidad, mediante la aceptacin de los objetivos, mstica y metodologa.

    Dado que todos pertenecemos a una familia y en ella crecemos, el Movimiento est formado por seis reas y una en proceso de formacin:

    FAMILIAR Nios hasta los 12 aos FAMILIAR CONYUGAL -- Familias con nios hasta los 12 aos JUVENIL -- Jvenes de 12 a 18 aos UNIVERSITARIOS -- Jvenes de 18 a 25 aos JVENES PROFESIONISTAS -- Adultos de 25 a 35 aos (en proceso de formacin) ADULTOS -- Personas de ms de 25 aos MATRIMONIAL -- Matrimonios

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    6

    Cada una de las reas est representada en las mesas de servicio de las Zonas y Regiones que integran el Movimiento, como por ejemplo la Mesa de Servicio Nacional del rea de Catequesis Universitarios.

    Para pertenecer al Movimiento nos da la alegra de pertenecer a una familia ms grande. Esto nos invita a tener la disposicin de adquirir la formacin en la fe desde la luz de nuestro propio carisma. La mejor manera de hacerlo es insertndose como miembro activo en una comunidad catequstica.

    La pedagoga en FEF, para ayudar a la familia a madurar en su fe, toma en cuenta la evolucin histrica de la misma en Mxico y los factores sociales, que han ejercido una influencia fuerte en su configuracin y, por tanto, encontrar en su cotidianeidad elementos que le permitan ser santa, plena, feliz y realizar su misin creadora y recreadora de su entorno.

    FEF ha buscado modos de estructura, organizacin y funcionamiento que, siendo expresin de la vitalidad de nuestro carisma, respondan a la situacin de las familias en la realidad social actual. Por ello, como Movimiento, ha ido mas all de los lmites de la parroquia y an de la dicesis, buscando constituir pequeas comunidades de familias catequsticas para la educacin de la Fe y para la ayuda fraterna, guardando siempre la comunin y la comunicacin con el prroco y con el Obispo.

    Sus objetivos son:

    1. Crear espacios de fe comunitaria, donde se viva el Evangelio en dimensin de familia y de comunidades de familias, transformando, por la fe en Cristo, las estructuras, los ambientes y la escala de valores de nuestra sociedad.

    2. Realizar la catequesis familiar como un proceso continuo de maduracin de la fe, que toma en cuenta las situaciones nuevas y cambiantes de la familia, de la sociedad y de la Iglesia.

    3. Buscar y desarrollar continuamente un modo peculiar de catequesis familiar, con una pedagoga propia, que sea vlida, cualesquiera que sean las circunstancias y condicionamientos sociales, econmicos, polticos y culturales en que pueda llegar a encontrarse la familia.

    4. Llevar adelante la evangelizacin de Mxico, con el propsito definido de influir, desde el campo especfico de la catequesis, en el proceso histrico de nuestra Patria y de la Iglesia, en todos los niveles y aspectos. (cfr. Estatutos 2.2)

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    7

    3. Comunidades de Universitarios

    Dentro de la vida de la familia, una de las etapas ms ricas y necesaria de conocer, proyectar y consolidar, es la de los hijos que estudian en la Universidad. Es una etapa que, como todas las dems, debe ser iluminada con la luz del Evangelio y, as, verdaderamente evangelizada, construir la Iglesia Domstica, que es la propia familia, la Iglesia y la sociedad.

    Se entra en contacto con nuevas estructuras y dinamismos que esperan del Universitario de FEF, ese testimonio vivo de los valores del Evangelio, entrando en contacto con muchos otros jvenes. Por eso es muy oportuno recordar que el mejor evangelizador del joven es el mismo joven.

    La universidad se identifica como un importante instrumento para crear cultura. Y, como el mismo Evangelio es fuente de cultura, es importante para el Universitario de FEF hacer conciencia de ello, para influir desde su posicin y sus medios, en la creacin de una nueva cultura respetuosa de la dignidad del ser humano, hombres y mujeres. As, esta etapa contribuir, con el impulso de la vitalidad del carisma de FEF, a forjar cristianos responsables.

    Parte del dinamismo de los jvenes Universitarios, en su testimonio de fe a sus compaeros, es saber actuar como la levadura en medio de la masa. Deca ya un escritor cristiano de la antigedad:

    Los cristianos no se distinguen de los dems hombres ni por su tierra, ni por su habla, ni por sus costumbres. Porque ni habitan ciudades exclusivas suyas, ni hablan una lengua extraa, ni llevan un gnero de vida aparte de los dems, sino que, habitando ciudades griegas o brbaras, segn la suerte que a cada uno le cupo, y adaptndose en vestido, comida y dems gnero de vida a los usos y costumbres de cada pas, dan muestras de un tenor de peculiar conducta, admirable, y, por confesin de todos, sorprendente. Habitan sus propias patrias, pero como forasteros, toman parte en todo como ciudadanos y todo lo soportan como extranjeros; toda tierra extraa es para ellos patria y toda patria, tierra extraa. Se casan como todos, como todos engendran hijos..." (ANNIMO, Discurso a Diogneto)

    En FEF hacemos nuestras las siguientes tesis:

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    8

    1. La Iglesia del Seor Jess, constituida y ordenada en este mundo como una sociedad, permanece en la Iglesia Catlica, gobernada por el sucesor de Pedro y por los Obispos, en comunin con l, aunque pueden encontrarse fuera de ella muchos elementos de santificacin y de verdad que, como dones propios de la Iglesia de Cristo, inducen hacia la unidad catlica (L.G. 8)

    2. La cooperacin de todos los cristianos expresa vivamente la unin con la que ya estn vinculados y presenta con luz ms radiante la imagen de Cristo Siervo. Esta cooperacin ya en no pocas naciones, debe ir perfeccionndose ms y ms, sobre todo en las regiones desarrolladas social y tcnicamente, ya en el justo aprecio de la dignidad de la persona humana, ya procurando el bien de la paz, ya en la aplicacin social del Evangelio, ya en el progreso de la ciencia y de las artes con espritu cristiano, ya en la aplicacin de cualquier gnero de remedio contra los infortunios de nuestros tiempos, como son el hambre y las calamidades, el analfabetismo y la miseria, la escasez de vivienda y la distribucin injusta de las riquezas. UR. 12.

    3. Respecto a las religiones no cristianas, la Iglesia Catlica no rechaza nada de lo que en ellas hay de verdadero y santo. (192). Por ello, con respecto a las otras religiones, los catlicos quieren subrayar los elementos de verdad dondequiera que puedan encontrarse, pero a la testifican fuertemente la novedad de la Revelacin de Cristo, custodiada en su integridad por la Iglesia. (193).

    4. En coherencia con esta actitud, los catlicos rechazan como extraa al Espritu de Cristo, toda discriminacin o persecucin contra las personas por motivos de raza, color, condicin de vida o religin. La diferencia de religin nunca debe ser causa de violencia o de guerra. Al contrario, las personas de creencias diversas deben sentirse movidas precisamente por su adhesin a las mismas, a trabajar juntas por la paz y la justicia. EA 51.

    5. Los musulmanes, como los cristianos y los judos llaman a Abraham, padre suyo. Este hecho debe asegurar que en toda Amrica estas tres comunidades vivan armnicamente y trabajen juntas por el bien comn. Igualmente, la Iglesia en Amrica, debe esforzarse por aumentar el mutuo respeto y las buenas relaciones con las religiones nativas americanas. (194) La misma actitud debe tenerse con los grupos hinduistas y budistas o de otras religiones que las recientes inmigraciones, procedentes de pases orientales, han llevado al suelo americano. EA 51

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    9

    4. La relacin del Universitario con el Movimiento.

    Cuando Cristo cuenta la parbola del Buen Pastor y dice que una de las 100 ovejas se le ha perdido, pensamos en las distintas interpretaciones: Matemtico: El individuo rescat al 1% descuidando al 99% de su rebao. Poltico: No fue democrtico, ya que se opt por la minora dejando a la mayora a la deriva. Financiero: Se arriesgaron los bienes mayores por un bien menor.

    Pero Cristo nos dice lo contrario, es vlido sacrificar todo, por ir por el hermano perdido, descuidado, confundido. El Buen Pastor no va por UNA oveja, va por SU oveja. El cristiano no es un simple religioso, es un CRISTIANO, es decir es un seguidor de Cristo.

    El Universitario de FEF, experimenta este amor del Buen Pastor precisamente en FEF. Por eso es bueno que conozca y viva su carisma. A travs del Movimiento, Dios le muestra su rostro de amigo, amable y siempre joven.

    FEF ayuda al joven a ser discpulo de Jess, a adherir su vida a la vida y enseanza de El y, de una manera especial, a vivir como hijo, con actitudes de obediencia a la voluntad del Padre, a dejarse guiar por el Espritu Santo. Esta actitud es la que fundamenta la obediencia del joven-discpulo, ya sea en su familia, la Iglesia, en la sociedad o en el mismo Movimiento. No es fcil, porque dentro de nosotros hay una tendencia precisamente a hacer lo contrario, a dejarse guiar por la propia voluntad, gustos personales, inclinaciones propias, etc., incluso se puede llegar a la soberbia que es el pensar que nadie tiene por qu decirme lo que tengo que hacer: yo soy mi propia ley.

    El amor es lo que hace que la obediencia sea plenamente libre. Cmo pensar que Cristo que tanto am y nos inculc esta virtud no fuera el mejor modelo de obediencia? Para quien quiere seguir a Cristo, la ley no es pesada. Slo se convierte en una carga si no se acierta a ver en ella la llamada de Jess o no se tienen ganas de seguir esa llamada.

    Por lo tanto, si la ley resulta a veces pesada, puede ser que haya que mejorar no tanto la ley sino nuestro empeo por seguir a Cristo. Si me amis, guardaris mis mandamientos (Jn 14,15), es decir, los mandamientos, cuya sntesis es la de amar a Dios y al prjimo, son precisamente la expresin del amor, el camino de la felicidad verdadera. Adems, si siempre estuviramos de acuerdo, no sera obediencia.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    10

    Por eso es bueno caer en la cuenta de que dentro de nuestro Movimiento existe tambin un sentido prctico de esa obediencia, los miembros del rea debe ver en sus Coordinadores y Presidentes, as como en sus Asesores Eclesiales, la expresin de la voluntad del Padre, que nos invita a vivir la comunin, no slo afectiva, sino tambin efectiva y esto como condicin para que el mundo crea. Cuando nos dividimos y queremos seguir cada quien su camino, en realidad es muy grande el antitestimonio que damos a los dems.

    Con el fin de que la informacin que viene tanto de la Mesa de Servicio Nacional como de la Mesa de Servicio Regional hacia las comunidades, tenga un mejor efecto y vivamos un espritu de comunicacin afectiva y efectiva, los Coordinadores de las comunidades del rea de Universitarios, debern estar en contacto constante con el Movimiento en general. Esta relacin ser posible gracias a un continuo conocimiento y profundizacin del carisma y a la comunicacin con la Coordinacin Regional de rea de Universitarios.

    No podemos ver en esta comunicacin un simple envi y recepcin de mensajes, sino una expresin de la comunin, que tiene a Dios como fuente y que pasa tambin por la voz de los que forman la Mesa de Servicio, de los Asesores Eclesiales y de la Iglesia.

    Como parte de esta comunicacin, el Coordinador de Comunidad, deber informar a su Coordinador Regional de rea sobre sus actividades. Estos enlaces le sern de gran ayuda en momentos de crisis en los cuales puede solicitar apoyo, para promocionar las diferentes actividades que tenga la comunidad, para ponerse en contacto con otra comunidad, o simplemente para formar parte del calendario de actividades de la Regin o formar parte de los Eventos Nacionales.

    A continuacin se presenta un diagrama que explica cmo ser la comunicacin antes mencionada.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    11

    COMUNICACIN PARA LA COMUNIN

    RESPONSABLES NACIONALES

    DIV. DE SERVICIO

    COORDINADORES NACIONALES DE REA COORDINADORES

    REGIONALES GENERALES

    Est. 4.4.5

    PRESIDENCIA NACIONAL

    COORDINADORES REGIONALES DE REA

    COORDINADORES DE COMUNIDADES

    RESPONSABLES REGIONALES

    DIV. DE SERVICIO

    RESPONSABLES DIV. DE SERVICIO DE COMUNIDAD

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    12

    Las diferentes reas del Movimiento son la expresin y realizacin de las diversas dimensiones de nuestro nico carisma, la Educacin en la Fe desde la Familia. Juntas, estas reas, responden al nico dinamismo de la evangelizacin de la familia que, siendo una, est formada por personas que viven diferentes etapas de la vida, lo cual hace necesario se les ofrezcan dinamismos especficos para cada una de esas etapas, pero sin perder de vista la unidad que es la familia misma. As pues, aunque se den diferentes dinamismos y acciones para favorecer la educacin en la fe de los miembros de la familia, el fin es nico. Por eso, es indispensable la comunin entre las diferentes reas, Divisiones de Servicio y Regiones, no slo como una conveniencia operativa, sino como reflejo de la comunin de Dios que es Familia y de cada una de nuestras familias, para que todas las acciones converjan articuladamente en el cumplimiento de los Objetivos Esenciales de FEF. Esta comunin, afectiva y efectiva, es prioridad y responsabilidad de todos en el espritu de la oracin del Seor Jess: Te pido que todos sean uno lo mismo que los somos t y yo, Padre. Y que tambin ellos vivan unidos a nosotros para que el mundo crea que t me has enviado (Jn 17, 21). Con este mismo espritu, el de la Comunin, la Presidencia y los Coordinadores Regionales Generales tienen como principal funcin promover, animar y acompaar esta comunin, que no se limita a los afectos sino tambin a los efectos, es decir, a un trabajo bien desempeado, articulado, vertebrante y convergente. El instrumento indispensable para realizar esto es, sin duda la comunicacin, por lo que las reas y las Divisiones necesitan mantener una adecuada comunicacin con ellos y entre s, para que, no slo unamos nuestros esfuerzos, sino crezcamos en la amistad y la alegra del Seor: Les he dicho todo esto para que participen en mi alegra, y su alegra sea completa Desde ahora los llamar amigos porque les he dado a conocer todo lo que o a mi Padre (Jn 15, 11.15). Comunicar para la comunin, es el gozo de compartir aquello que celebramos en el corazn, lo que nos preocupa o nos hace sufrir, es vivir con alegra la realidad de ser una sola familia que, unida por el Amor y al Amor de Dios a travs de nuestro carisma, va caminando y se esfuerza por acoger cada vez ms y mejor el don que le ha sido dado y por cumplir la tarea que brota del mismo don.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    13

    5. Naturaleza del rea de Catequesis Universitarios

    El rea de Catequesis Universitarios, es la estructura y la organizacin que pone FEF a disposicin de los jvenes universitarios catlicos, para que mediante un proceso catequtico, puedan ir desarrollando de una mejor manera:

    Su proyecto de vida, profundizando en sus implicaciones cotidianas y trascendentes, hacia la familia, la Iglesia y la Sociedad.

    Su relacin afectiva y efectiva con Dios Encarnar los valores evanglicos y el amor de Dios, junto con otros jvenes.

    "Es cierto que el hombre vive solamente para el pan, cuando no hay pan Pero qu ocurre con los deseos del hombre cuando hay un montn de pan y cuando tiene la tripa llena crnicamente? Maslos .

    El Universitario ya no es un nio, ni un adolescente, es un hombre o una mujer que est construyendo el proyecto de su vida. Bajo esa perspectiva su vida espiritual no puede ser tampoco la de un nio o un adolescente debe exigirse a si mismo la bsqueda de la trascendencia, la bsqueda de Cristo y en esta bsqueda, hacerse otro Cristo.

    Universitarios es un rea formada y coordinada por jvenes en edad universitaria, que quieren comprender el mensaje evanglico-apostlico y se comprometen a vivirlo a travs de un desarrollo integral comunitario, desarrollando un proyecto de vida, acompaados por un adulto o matrimonio y un sacerdote asesor.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    14

    El proceso que propone el rea de Universitarios, es la dimensin del carisma de FEF para esta etapa de la vida del joven. Por esto es importante darse cuenta que al definir el camino se debe considerar las metas o ideales que se plantea FEF y cmo ayudas tu mismo a que se cumplan, observando que Dios te da una misin nica e irrepetible y que FEF es el camino que Dios te regala para que lo encuentres.

    MSTICA

    La mstica de FEF es la conviccin profunda de que la familia y la integracin en comunidad de familia es el ambiente privilegiado para encantarse con Dios, donde Jesucristo Resucitado hace crecer y madurar la fe personal, familiar y comunitaria.

    En universitarios se vive esta mstica reconociendo la importancia que tiene la experiencia de integrarse a una comunidad, la accin de Dios en ella y la transformacin de nuestra vida familiar por nuestra participacin activa y positiva en la misma.

    ESPIRITUALIDAD

    El joven universitario, impulsado por la misma vitalidad del carisma de FEF, busca crecer constantemente en la amistad de Cristo, tener una relacin cada vez ms intensa con EL, viva, transformante, de modo que los dems puedan reconocer el rostro de Jess, a travs de la vida del mismo joven. As, toda su vida ser una vida en el Espritu. Es importante tambin descubrir la presencia de la Virgen Mara en esa espiritualidad; ella nos ayuda a conocer mejor a su Hijo y siempre nos conducir a l.

    ASCESIS

    Para ser fieles a la amistad del Seor Jess, para perseverar en su camino, es necesario todo un estilo de vida, en el que se tome conciencia de que, con la ayuda de la gracia de Dios, nada puede apartarme de l: ni las tentaciones, ni las pruebas, ni el cansancio, etc.

    Misin, Visin y Objetivo :

    MISIN:

    El rea de Catequesis Universitarios de FEF sirve a Dios y a la Iglesia, desde los Universitarios, acompandolos con la finalidad de que todos los miembros tengan las herramientas, creando un espacio de fe y vida comunitaria, que les permita encontrarse con Cristo y desde esa experiencia fortalecer, alimentar, apoyar, construir y transformar la realidad social, haciendo verdad efectiva el Reino de Dios en la tierra.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    15

    VISION:

    Las Comunidades de esta rea, adems de tener reuniones de encuentro con Cristo y donde los Universitarios se evangelizan y catequizan unos a otros a travs de la Palabra de Dios, quieren ser comunidades de hermanos que, con la presencia de Cristo, se apoyen y ayuden mutuamente, tanto en su desarrollo espiritual como en el humano, estando atentos a las necesidades de cada uno, para desarrollar y modificar su proyecto de vida con el fin de fortalecerlo en vida comunitaria para su crecimiento integral.

    OBJETIVO DEL REA DE CATEQUESIS UNIVERSITARIOS:

    Propiciar y establecer un ambiente en el cual el joven encuentre los medios y herramientas apropiadas para encontrase con Cristo y as vivir el Evangelio y a nutrirse con los Sacramentos y consolidar as su experiencia cristiano-apostlica, dentro del camino que Dios les regala a travs de FEF, logrando as promoverlo a una madurez integral.

    Los Objetivos Especficos son:

    1) Buscar el encuentro o la continuidad en la experiencia cristiana de los jvenes que han vivido los procesos de FEF Juveniles, as como la de los jvenes con otras experiencias cristianas o apostlicas.

    2) Promover la formacin de lderes cristianos que trabajen en la integracin de su propia familia y que brinden un servicio adecuado en grupos de FEF y en la Pastoral Juvenil Universitaria.

    3) Formar en los jvenes de FEF Universitarios un profundo sentido de Iglesia y orientarlos al servicio, apertura y participacin en otros grupos de Iglesia.

    4) Formar en el joven universitarios el sentido de familia, el compromiso de construir familia, ahora su familia de origen y, ms adelante, si es su vocacin, su propia familia. Jess siempre hace familia, primero con el Padre y el Espritu Santo, en la vida de la Santa Trinidad; luego con la Virgen y San Jos; luego hace de todos los hombres y mujeres su familia.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    16

    6. Antecedentes y fundamentacin:

    En 1983 un grupo de jvenes despus de haber tenido un encuentro vivo con el Seor Jess y una experiencia cristiano-apostlica en el rea de Juveniles de FEF, discerniendo la necesidad de un nuevo espacio para desarrollarse y formar su fe, cubriendo sus necesidades de encontrarse con un Cristo joven. As surgi el rea de Universitarios, como un camino al encuentro constante con l.

    Despus de varios aos de camino recorrido, fue necesario mirar hacia atrs e identificar la accin, trabajar en el presente reafirmando su caminar sin perder de vista el futuro y descubrir juntos la necesidad de mejorar la vida comunitaria y definir la accin.

    As pues, este Manual pretende dar unidad y sentido al rea de Universitarios, dar libertad de accin y los identifique como un mismo equipo con una misma meta, en el mismo dinamismo y vitalidad del nico carisma de FEF.

    Hoy en da, los jvenes universitarios se enfrentan a los medios de comunicacin, la globalizacin, ataques de la sociedad y un estilo de vida prctico y ajetreado. Es por esto que necesitamos adquirir nuevas herramientas para lograr un crecimiento personal en vida comunitaria, yendo hacia una mejora continua para la maduracin de nuestra Fe a travs de la oracin. Logrando jvenes comprometidos con su realidad, tanto de la iglesia como de su familia, reflejndolo en la sociedad.

    La opcin de vida es una decisin libre y consciente de luchar por aquello que Dios te pide. En universitarios se busca que se redefina, que crezca y se fortalezca, es decir, que sea tan fuerte y clara que te impulse a crear tu propio proyecto de vida, que la accin comunitaria te ayude a revisarlo constantemente para que tu vida sea cada vez ms libre y consciente, bajo la iluminacin del Espritu Santo.

    La opcin de vida cristiana, es lo que da sentido al rea de Universitarios, es parte de lo que la distingue de las dems del Movimiento, la especifica y matiza, le da consistencia y cohesin a nuestro ser y quehacer como FEF Universitarios.

    Si, por un lado la misma vida universitaria nos exige capacitarnos con responsabilidad para llegar a ser profesionistas, la vivencia de la fe en esta etapa nos compromete vivamente a crear en nosotros la mentalidad, la actitud y la exigencia de la excelencia, como San Pablo nos la describe (1Cor 13): el camino ms excelente es el del amor, no amor solamente humano, sino amor al estilo de Cristo: mense los unos a los otros, como yo los he amado (Jn 15, 12). Este amor nos impulsa al servicio como Cristo que lava los pies a sus apstoles (Jn 13, 1-20). Sin embargo, est tambin el peligro de la traicin, de la infidelidad, de la mediocridad, del que no quiere darlo todo y se conforma con medrar por la vida: entonces fcilmente se corrompe perdiendo su juventud y se convierte en el hombre viejo, lleno de vicios y pecados. Esta excelencia, que se hace tambin providad, nos compromete a sacar las mejores calificaciones, a capacitarnos lo

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    17

    mejor posible, a vivir la Pascua de Jess, muriendo cada da para dar una vida nueva al prjimo, a la familia y a nosotros mismos.

    El ser y quehacer como universitario constituyen:

    a. Crecimiento integral., hacia el hombre nuevo del que habla San Pablo (Ef 4,24)

    b. Bsqueda decidida de una opcin de vida, para elaborar un proyecto de vida abierto a Dios y al prjimo.

    c. Un proceso permanente de conversin que le lleve a la transformacin de su persona dentro de la familia, de la Iglesia y del mundo.

    d. Evangelizar con su testimonio a sus maestros y compaeros.

    e. Vivir y promover la comunin afectiva y efectiva dentro del rea, as como con las dems reas del Movimiento.

    7777. . . . Membresa:

    Una vez que Cristo subi a los cielos, la Iglesia tuvo que continuar su experiencia a travs de comunidades. Dichas comunidades se distinguan:

    - Por vivir su bautismo, escuchar la enseanza de los apstoles, participar en la fraccin del pan y en las oraciones.

    - Por su unidad y generosidad: Todos los creyentes vivan unidos y lo tenan todo en comn (Hch 3, 42-47). La realidad que hoy vivimos nos aleja de la realidad de los primeros cristianos, pero no de la visin: Miren cmo se aman.

    Es por eso que en FEF Universitarios est formada por comunidades; el principal inters, es nuestra experiencia central de vida a la luz del Evangelio, porque en ella se establecen lazos profundos de fraternidad y nos valoramos como personas. En la comunidad se encuentra la fuerza para enfrentar momentos decisivos, para educarnos y crecer con los dems para ver la realidad, descubrir lo que Dios nos pide a travs de ella y comprometernos a iluminarla con la luz del Evangelio. Tambin estamos convencidos de que en la vida comunitaria se da profundamente el encuentro con Jess a travs de su Palabra y de la Oracin en comn, que nos prepara para participar en los Sacramentos de la Penitencia y Eucarista. Finalmente en comunidad es donde buscamos la renovacin constante de nuestros compromisos bautismales.

    Las comunidades universitarias estn formadas por grupos pequeos de jvenes (de 10 a 15 miembros idealmente) en edad de 18 aos en adelante.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    18

    Estos grupos deben de ser mixtos y homogneos para fomentar un crecimiento armnico donde las preocupaciones e intereses de los miembros sean similares.

    Participan en la comunidad un adulto o matrimonio acompaante. La funcin del matrimonio acompaante es actuar en la comunidad aportando su experiencia al grupo, brindando apoyo y asesora al coordinador de la comunidad. Con ellos se puede establecer el programa de los temas a tratar, vigilan que la profundizacin de los temas sea adecuada y estn pendientes de mantener un trabajo ordenado, serio y efectivo dentro de la comunidad.

    Tambin participa en la comunidad un Sacerdote Asesor (en su defecto puede ser un seminarista o religioso (a). El Sacerdote Asesor fomenta la unin y fidelidad a la Iglesia en las reflexiones comunitarias y corrige en caso de que se desvirte algn tema. As mismo, est pendiente de la espiritualidad de cada uno de los miembros de la comunidad, convirtindose en un gua para que cada uno de los jvenes maduren en su fe.

    Comunin de Bienes:

    En el ambiente de fraternidad compartimos los talentos personales que Dios nos ha dado. Pero tambin es necesario reflejar esta generosidad en el compartir los bienes materiales o econmicos, para poder hacer posible la realizacin del objetivo y metas del rea y del Movimiento. Las aportaciones econmicas son un signo y una expresin de fe del joven universitario que se ha encontrado con el Seor y est dispuesto a compartir la vida y los dones que ha recibido de l, para continuar su obra. vendan sus posesiones y haciendas y las distribuan entre todos, segn las necesidades de cada uno. No querer dar es empobrecerse en realidad.

    8. Asesor Eclesial Nacional o de Comunidad:

    Es aquel sacerdote que, con permiso de su Obispo o Superior, acepta la invitacin de la Mesa de Servicio, para acompaar a la Comunidad y recibe el nombramiento correspondiente.

    CMO PARTICIPA EL ASESOR NACIONAL?

    a) Siendo el Pastor de la Mesa de Servicio b) Brindando gua bblica, doctrinal, moral y materiales de estudio. c) Fortaleciendo la vinculacin de esta rea de FEF con la IGLESIA y su Magisterio e integrndola a los planes pastorales diocesanos. d) Supervisando y dando pautas de trabajo en el Apostolado. e) Presidiendo la Celebracin de la Fe en y la Eucarista.

    f) Asistiendo a los eventos del rea y del movimiento (Encuentros, Asambleas, Retiros, etc.)

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    19

    g) Discernir con el Asesor y Vice-Asesor Nacionales y la Mesa de Servicio Nacional, el perfil de la comunin del rea en el Movimiento, cmo insertar el proceso del rea dentro del Movimiento, a la luz del nico carisma.

    ASESOR ECLESIAL DE COMUNIDAD:

    Cada comunidad debe contar con su asesor eclesial, este podr ser un Sacerdote, un Dicono o Religioso (a), cuyos apoyos debern ser:

    Celebracin de la Palabra. Animar la participacin en el Sacramento de la Penitencia y ser Confesor de los

    miembros de la comunidad (sacerdote) Celebracin de la Eucarista. (sacerdote) Confesor de los miembros de la comunidad (sacerdote) Supervisar los lineamientos del Apostolado de la comunidad. Reforzar los vnculos de la comunidad con la Iglesia (tiempos litrgicos,

    relaciones diocesanas, temtica, opciones preferenciales, etc.) Participar en las reuniones de acuerdo a sus posibilidades. Supervisar el plan anual de trabajo.

    9. Matrimonio Acompaante (Adulto

    Acompaante).

    El Universitario requiere de un testimonio, una gua, una orientacin y un acompaamiento, lo podemos encontrar en Cristianos Adultos comprometidos, que trabajen con y para el joven, as nace el Matrimonio Acompaante Universitario que son las personas llamada por Dios a ejercer un Ministerio al servicio de los jvenes, teniendo la aceptacin de los mismos para acompaarlos en su proceso de maduracin en la Fe.

    El Matrimonio Acompaante Universitario debe tener las siguientes actitudes:

    Acompaar Unir Servir Formar Motivar Animar Confrontar Provocar Celebrar Amar

    Esta labor no puede realizarse estando fuera, a un lado o por encima del grupo o perderse de los diferentes procesos que van viviendo los jvenes. Tiene que ser y

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    20

    convertirse en un miembro ms de la comunidad, debe involucrarse, ser testigo y disfrutar con cada miembro de la comunidad, pero sin perder respeto y responsabilidad.

    El Matrimonio Acompaante Universitario debe ser congruente con su vida, vivir los sacramentos ya que es responsable directo de la formacin integral. El Matrimonio Acompaante no dirige ni manda sino orienta, acompaa, sugiere, impulsa, ayuda a coordinar y asesora, para que se logre mantener un orden, coherencia y adecuada disciplina en la comunidad.

    Cuando se elige a un Matrimonio Acompaante Universitario se le debe reconocer un carisma y una vocacin especial, as como tambin debe estar conciente del compromiso que abarcan ciertos aspectos y formas de vida, como son:

    Acompaamiento.- (Mt 28,20)por mi parte, yo estar con ustedes todos los das, hasta el fin del mundo. El ser Matrimonio Acompaante Universitario no implica saber mucho o transmitir experiencias de vida, es acompaar el camino de los jvenes conviviendo en los acontecimientos de su vida y las experiencias que los afectan, escucharlos, ayudarlos y si existe una excelente qumica, los jvenes comparten problemas y angustias, lo cual exige del matrimonio acompaante: sensibilidad, atencin y capacitacin, por lo que un buen asesor debe tener abiertas las puertas de su casa y de su corazn, pues es lo que el joven espera de l.

    Servicio.- (Mt 20,28) .El hijo del hombre no ha venido ha ser servido, sino a servir El Matrimonio Acompaante debe estar dispuesto a servir, es alguien que se gasta y desgasta por los dems y se ofrece con humildad en este servicio.

    Congruencia y Testimonio.- Los jvenes aman la verdad y transparencia, es por eso que atienden a las personas que dan testimonio y que son congruentes con su vida, creen ms en la experiencia que en la doctrina, en la vida y en los hechos que en las teoras.

    Compromiso y Responsabilidad.- Expresiones que se deben tener y vivir, ya que el compromiso se tiene primero con Dios, despus con los jvenes, la comunidad y el Movimiento. La aceptacin implica una gran responsabilidad que requiere tiempo y esfuerzo.

    Oracin.- La vida implica una constante alabanza y referencia al Padre, la oracin permite vivir y llegar a sentirse uno con Dios, la oracin debe ser un alimento diario.

    Educacin.- La educacin tiene como finalidad, lograr que el hombre sea autor de su propio bien. El Matrimonio Acompaante tambin lleva a cabo una labor educativa,

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    21

    porque instruye, forma, cultiva etc. Es un educador desde la vida y para la vida, esto es una accin que debe llevar a cabo en toda la Comunidad Eclesial (Catechesis Tradendae).

    Humildad.- Se debe reconocer al Matrimonio como un instrumento de Dios, ya que de l los jvenes van a encontrar su vocacin para ser seguidores de Jess. Se debe dejar que los jvenes sean los protagonistas de las obras de Dios y saber cundo acta El Seor y cundo los jvenes, se debe reconocer hasta dnde pueden llegar y entonces estar presentes para guiarlos de la mejor manera en sus sueos y aspiraciones y plantearles con una buena pedagoga la exigencia radical del Evangelio: Si quieres ser perfecto, anda, vende lo que tienes y dselo a los pobres y tendrs un tesoro en los cielos: luego sgueme (Mt 19, 21)

    (Jn 13,12-14) ...despus de lavarles los pies, Jess volvi a ponerse la ropa exterior, se sent otra vez a la mesa y les dijo: Entienden lo que les he hecho? Ustedes me llaman Maestro y Seor, les he lavado a ustedes los pies, tambin deben lavarse los pies unos a otros....

    Para poder entender la identidad que debe tener el Matrimonio Acompaante Universitario abarcaremos diferentes aspectos humanos y cristianos.

    Identidad Teolgico-Pastoral.- La labor que se desarrolla, es la misin que Dios nos confiere en un envo a trabajar en la construccin de su Reino, siendo el mbito de esta misin la juventud y el servicio, ser acompaarlos en sus procesos de educacin en la Fe. Se fundamenta su actividad, en que Jess actu como servidor, todo cristiano participa en el Espritu Santo, en el carcter que asume la Iglesia, en la opcin preferencial de los jvenes.

    As pues todo ministerio se define por el llamado y por la misin especifica que se confa. (Mc 10,20) ...ven y sgueme. (Mc 1,18) los har pescadores de hombres.

    Identidad Espiritual.- Se concreta su espiritualidad en la opcin por los jvenes, ya que es una persona que ha clarificado su proyecto de vida cristiana, que ha pasado por un proceso de discernimiento vocacional y que lucha por ser fiel al llamado que Dios le ha conferido. Debe tener una clara conciencia de que todo bautizado debe negarse a s mismo, cargar la cruz con Jess y seguirlo (Mt 16, 24), y testimoniar ante los jvenes esta radicalidad del camino en pos de Cristo.

    Identidad Psicolgica.- El Matrimonio Acompaante ya ha vivido un proceso de maduracin y puede mirar el camino de los jvenes desde otra perspectiva, ha superado diversas etapas de la juventud, lo que le permite alcanzar cierta estabilidad afectiva para llevar a cabo esa responsabilidad.

    Es una persona capaz de escuchar y discernir con los jvenes, por lo que debe conocer su entorno. Debe ser uno ms en su comunidad y no uno ms entre los jvenes.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    22

    Debe tener mucha paciencia para proponer y esperar, ya que acompaa un proceso que no es de l, sino del joven.

    Identidad Pedaggica.- El Matrimonio es un educador que acta de acuerdo a la pedagoga misma de Dios y tiene como modelo a Jess. Hace una alianza con el joven, camina con l, escucha su clamor, le da vida y deja que vaya haciendo su camino con libertad. Educa acompaando y aportando el testimonio de su propia vida, en procesos personales o grupales integrando: accin, reflexin, convivencia y oracin en una propuesta de cambio, adems promueve la evangelizacin del joven por el joven a travs de la metodologa de FEF.

    Identidad Social.- El Matrimonio Acompaante Universitario debe tener una empata con el joven, es un actor social que esta llamado a transformar la sociedad, denunciando los signos de muerte y anunciando los signos de vida, debe ser una persona abierta, segura en la vida de la fe y con capacidad de dilogo y de discernir la pluralidad de criterios e ideologas, para sealar siempre la verdad que nace del Evangelio; adems de estar convencido de que la fuerza de los jvenes, iluminada y fortalecida por el Evangelio puede llevar a una transformacin de la familia, la Iglesia y la sociedad y a la construccin del Reino de Dios.

    10. Ser y Quehacer (Metodologa y Funcionamiento)

    En aquel tiempo, mucha gente acompaaba a Jess; l se volvi y les dijo: Si alguno se viene conmigo y no pospone a su padre y a su madre, y a su mujer y a sus hijos, y a sus hermanos y a sus hermanas e incluso a s mismo, no puede ser discpulo mo. Quien no lleve su cruz detrs de m no puede ser discpulo mo. (Lc 14, 52-33).

    Seguir a Cristo no es fcil, adems de que nos exige como cristianos, nos exige un poco ms como miembros de FEF. Dios nos regal un camino o metodologa, nica. Sino amamos, cuidamos y respetamos dicha metodologa seria como decirle a Dios, me gusta tu regalo, pero no lo quiero as, sino lo quiero

    La metodologa que seguimos en las comunidades universitarias, es aquella planteada por el carisma de FEF, inspirada por Dios, la cual se basa en la vivencia de un proceso continuo de conversin y evangelizacin dentro de la propia familia y dentro de las Comunidades, alimentado por la meditacin de las Sagradas Escrituras y los Sacramentos, primordialmente la Eucarista.

    Este proceso se apoya en la reunin semanal de la comunidad. Dios nos ha inspirado un mtodo eficaz que ayuda e impulsa el proceso de maduracin en la fe. Las sesiones de este sistema se llaman: Pre-A, AB y C.

    Puntos generales:

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    23

    Sesiones Pre-A, AB y C. Formato de las Reuniones. Programacin de los ciclos de estudio. Apostolado.

    SESION PRE-A.

    Este es el momento de entrar en contacto con Dios y con uno mismo, teniendo la perspectiva de una sesin de catequesis formal.

    Consta de los siguientes elementos:

    a) Preparacin del joven que va a dar el tema (Lectura, reflexin y oracin sobre el tema catequstico). El joven pide al Espritu Santo que lo introduzca en el misterio de la vida y enseanza de Jess.

    b) El joven (catequista), se prepara para confrontar su vida con el mensaje de Jess, abrindose a la gracia de la conversin.

    c) El joven estructura la sesin para que, llegado el momento, facilite el mensaje y la participacin de la experiencia de vida de los dems miembros de su comunidad.

    SESION AB.

    En Universitarios, a diferencia de otras reas de FEF, la Sesin A y la Sesin B se juntan en el momento comunitario y se le llama a este momento la Sesin AB.

    En este momento se vive la experiencia comunitaria de fe, donde se comparten verbalmente las experiencias personales de acuerdo al tema, las cuales se iluminan con la Palabra de Dios, llevndose a cabo una reflexin personal y una apertura a la gracia de la conversin.

    Existe un esquema de desarrollo de la catequesis que supone un proceso lgico y que refunda en beneficio de la asimilacin de los destinatarios de dicha catequesis. En FEF se llama la Curva de la Catequesis, la cual se muestra a continuacin:

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    24

    La Metodologa y Pedagoga que seguimos en Universitarios pretende imitar la pedagoga de Jess en relacin al desarrollo espiritual comunitario. Debe ser una relacin de amor y es encuentro entre el evangelizador y el evangelizado, parte de la realidad y de las aspiraciones de cada uno de los jvenes que forman la comunidad y que da respuesta a sus inquietudes y esperanzas, se basa en la escucha, el acompaamiento y la animacin entre todos los miembros de la comunidad, donde todos estamos llamados a ser evangelizados y luego evangelizadores.

    A continuacin explicaremos paso a paso la Curva de la Catequesis:

    Bienvenida.- Como primer parte de la curva, una vez reunida la comunidad y antes de comenzar con la experiencia de vida, esta etapa sirve a todos para compartirse cosas que pasan durante la semana, suscitando un dilogo en que comentemos cmo vivimos el Compromiso de la sesin anterior.

    Experiencia de Vida.- Se refiere a un hecho, evento o caso, ya sea personal o no, que muestre una actitud sobre lo que se va reflexionando durante la sesin, preferentemente que sea un caso positivo. Elegir la experiencia, exponerla y ampliarla con la de los dems miembros de la comunidad.

    Mensaje.- Es el momento de transmitir la enseanza de Dios respecto al hecho que se ha estado comentando, se puede hacer uso de diferentes herramientas que ayuden a fijar la idea. Este debe ser claro, concreto, visible y atractivo. Este punto es fundamental es no ver solo la realidad humana, sino ver la realidad cristiana.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    25

    Cita Bblica.- La Palabra de Dios anunciada nos hace descubrir su presencia y su accin salvadora hoy en nuestra vida. Es la referencia sacada de la Biblia que fundamenta el mensaje. No se lee nunca directamente del fichero, sino directamente de la Biblia. Se busca el sentido cristiano de esta experiencia. Es importante que cada miembro lea de su propia Biblia, para que el mensaje sea Suyo.

    Reflexin y Explicacin.- Es justo en esta parte cuando, despus de iluminarnos con la palabra de Dios, reflexionamos con lo que nos quiere decir el Seor, haciendo una breve participacin por parte de los miembros de la comunidad y explicando cul es el sentido de haber escogido esa lectura en particular.

    Confrontacin.- Aqu hacemos actual y personal la recepcin del mensaje, ayuda a encontrar qu nos pide el Seor aqu y ahora con su Palabra, que no se quede en algo que pas en otro tiempo, en un relato que no es para nosotros. Hay que dejar que los todos los miembros den y busquen su propia respuesta. No demos valor a nuestras palabras, no tratemos de imponer nuestras reflexiones o sentimientos. Es importante el hacer juicios desde la visin de Cristo, es decir un juicio cristiano.

    Oracin.- La actitud de los miembros de la comunidad se expresa ahora. Es el momento cumbre de la sesin, no debemos apresurar el momento, hay que hacer un silencio y despus hacerlo en voz alta, propiciando una respuesta pero sin forzar a nadie a participar. Orar es hablar con Dios, hay muchas maneras de hacerlo. Es una dimensin y necesidad de la propia naturaleza humana. Es un intercambio entre dos que se aman.

    Es tomar conciencia de Dios y dejar que nos impregne. Es hablar con un confidente seguro a quien le intereso y con quien tengo una relacin afectiva. La oracin se realiza conforme al tema y al desarrollo que se haya dado en la sesin; no necesariamente tiene que ser un Padre Nuestro, sino una oracin, sacada de algn libro que refleje la informacin tratada en comunidad, o un pensamiento producto de la reflexin del tema tratado. Es responder al amor de Dios: salir de m para que l entre en m y viva en m.

    o Alabanza y Gratitud o Actuar la Fe Dilogo con Dios! o Espontnea, audible, Participativa. o Silencio, contemplacin, adoracin. o Puede iniciar/finalizar con cantos o Libro de oraciones. o Lectura breve de la Palabra de Dios. o Responder a ella con gran gratitud. o Oracin de peticin por nuestras necesidades y las de la iglesia.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    26

    Actividad.- Esa actitud que se despert en nosotros y se expres en la oracin se profundiza durante las actividades. Esta parte de la sesin es muy importante, es una respuesta activa al llamado de Dios que acabamos de recibir, es la manera en que expresamos sentimientos y pensamientos acerca del mensaje que recibimos. Esta actividad debe ser por lo tanto una oportunidad para meditar y para fijar la idea.

    Compromiso.- Generalmente, al final de la sesin se puede hacer una reflexin muy breve que resuma la experiencia humana, lectura bblica y cambio de actitud de vida sugerido, para clarificar la idea central del mensaje. De aqu se puede derivar, de comn acuerdo entre los miembros de la comunidad, qu accin podemos desarrollar durante la semana, que nos ayuda a recordar, llevar a cabo, etc. la enseanza de esa sesin.

    La opcin pedaggica que se plantea es experiencial, transformadora, comunitaria, coherente, testimonial y participativa. En otras palabras, se origina en la experiencia de los jvenes y busca transformar su vida, de la familia, de la Iglesia y la de la sociedad. La experiencia de Cristo es una experiencia personal en la comunidad. Es importante el tener claro que la comunidad y las reuniones de comunidad son un medio para encontrar a Cristo, pero NO son el fin de la vida del cristiano, ni del miembro de FEF.

    SESION C.

    La Sesin C se vive durante la semana. Poniendo en prctica lo aprendido y transformado en la catequesis, para revisarlo en la siguiente sesin de la comunidad. Es el espacio de la revisin de vida y de la aplicacin prctica de los conceptos obtenidos en la sesin AB.

    Se lleva siempre el compromiso de hacer extensiva la evangelizacin obtenida a las familias de cada uno de los miembros de la comunidad, por medio de una reflexin y confrontacin, recibida por el mensaje de la Palabra de Dios. Llevar tambin esta luz de Cristo a su ambiente universitario.

    11. ITINERARIO

    Dijo Jess a Nicodemo: Tenis que nacer de nuevo (Jn 3, 5) Jess habla de un nacimiento espiritual y lo que es imposible para el hombre es posible para Dios, que es Espritu. Nicodemo, encargado de interpretar y de transmitir el mensaje de la Escritura, debera haber penetrado su sentido. Jess orienta hacia s mismo la atencin distinguiendo entre un nosotros y un vosotros. A la ortodoxia juda, representada por Nicodemo, se opone la fe de la comunidad cristiana.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    27

    Jess exige la fe en su palabra, palabra que habla de lo que ha visto junto al Padre. Jess revela el misterio de su persona y de su itinerario, un misterio oculto hasta entonces en Dios.

    El universitario con la universalidad de sus conocimientos, est llamado a ser un individuo en proceso de desarrollo consciente de s, de los dems y ubicado en su propia realidad. En ese proceso debe ser un pescador que no sabe exactamente dnde estn sus peces pero sabe pescar y que cada da recorre nuevas corrientes, pero con un objetivo claro: Vivir a Cristo. El Universitario debe ser capaz de identificarse con su mundo y con el Jess de hoy, debe ser el Cristo que los dems no pueden ver. Considera que ser cristiano es un proceso permanente de:

    Crecimiento. Formacin-Transformacin Desarrollo.

    Para apoyar este proceso de crecimiento, Dios a travs de FEF te presenta un itinerario del universitario, a travs del cual irs determinando y actuando en tu opcin de vida, con base en un proyecto que irs perfeccionando.

    Es importante que sepas que el itinerario no es un manual de instrucciones, es ms bien una gua en tu camino. Por eso el xito en tu desarrollo como joven universitario no depende del itinerario, depende de tu esfuerzo, tu constancia y tus ganas de perseverar.

    Prrafos adelante, te vamos a presentar el itinerario a seguir, se trata de plantear etapas de crecimiento (iniciacin, profundizacin, opciones de vida y compromiso), que se van dando en varias dimensiones o reas de tu persona (personal, grupal, crtico-constructiva, proyeccin familiar, comunitaria, eclesial y social). Estas etapas y dimensiones se entrelazan para dar lugar a un proceso en la consolidacin de tu ser cristiano, es decir de tu opcin de vida y tu proyecto de vivir esa opcin.

    12. Cmo hacer la programacin de sesiones de la

    comunidad.

    Un componente importante para el cumplimiento de los objetivos de la comunidad ser el hacer un adecuado diagnstico de sus necesidades de formacin y experiencia vital de sus miembros en forma individual y colectiva. Deber dialogarse y concensuarse el diagnstico inicial, para lo cual es recomendable utilizar el proceso del ciclo vital de la comunidad para identificar la etapa o estadio y la idoneidad de los temas a seleccionar. Los temas debern seleccionarse en bloques los cuales debern tener una duracin recomendada de unos 6 meses (20 sesiones aproximadamente).

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    28

    En las etapas iniciales del ciclo de vida de la comunidad el enfoque deber ser la integracin del grupo humano, su conocimiento y el establecer los vnculos que les permitan al mismo tiempo ir teniendo una experiencia colectiva de encuentro (o reencuentro) con Cristo, renovar su proceso de conversin como grupo, comprometindose a crear la comunin y el alma colectiva, adems el sentido de pertenencia e identificacin con el movimiento; por tanto no se recomienda apartarse de los temas y sugerencias incluidas para estas etapas.

    Como pasos sugeridos para elaborar la planeacin:

    En oracin, hacer un diagnstico de las necesidades, cualidades o talentos e intereses de los miembros y su progreso vs. factores de xito.

    Dentro de la conciencia de vivir un carisma y formar parte de una comunidad ms amplia en FEF y la Iglesia, en espritu de comunin afectiva y efectiva, definir el objetivo que como grupo se perseguir.

    Identificar la temtica que mejor nos lleve a cumplir dicho objetivo, sin perder de vista los planes de todo el Movimiento, del rea a nivel Nacional y Regional, as como los planes pastorales de la Dicesis o las iniciativas del Papa y los Obispos.

    Identificar los recursos disponibles ya sean libros, expositores, dinmicas, manuales, etc. (Ver Anexo)

    Calcular un tiempo que se piensa razonable para dedicar a esta temtica (aproximadamente es el tiempo que duran los semestres en las Universidades).

    Pedir opinin del Asesor Eclesistico de la comunidad y del matrimonio o adulto acompaante.

    Asignar sesiones a responsables (a todos nos toca participar como (Universitarios), para facilitar las sesiones.

    Realizar una nueva planeacin para el ciclo en curso (en la primera sesin del nuevo ciclo).

    Incluir una sesin de evaluacin (en la ltima sesin).

    Se recomienda ser creativo, dcil y flexible, en este proceso y evitar el aferrarse a ciclos que no funcionan o claudicar tempranamente... siempre considerar los objetivos y sugerencias de la Iglesia, de FEF nacional, del rea y los que especficamente se propongan los miembros.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    29

    13. ICAFE

    Cuando Cristo llam a los 12, no llam a predicadores, doctores de la ley, escribas o rabinos, tampoco a un grupo de personas. Cristo llam y llama a cada persona, te llama en tu integridad como ser humano.

    Una comunidad no es simplemente un grupo de personas, sino cristianos que buscan crecer como personas integrales. El ICAFE busca formar COMUNIDADES integrales. Se le llama ICAFE por las siglas de los elementos que lo componen:

    ntegracin

    aptacin

    postolado

    ormacin

    conoma

    La estructura del ICAFE, se basa en formular objetivos generales y especficos de cada una de sus iniciales, con el propsito que cada comunidad tenga una meta y que sus objetivos sean medibles y evaluables.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    30

    Aunque cada una de las siglas del ICAFE, involucra diferentes actividades, retos, responsabilidades y compromisos, tambin satisfacen cada uno de los espacios que los miembros de las comunidades tenemos como universitarios.

    Para lograr un mejor entendimiento de lo que es el ICAFE, se muestra un ejemplo de cmo se pueden realizar, tanto los objetivos como las actividades, para que tanto nuestras comunidades, como la Regin crezca y se fortalezca cada vez ms (Ver Anexo).

    Lo ideal de trabajar con el ICAFE, es que cada comunidad, haga partcipe al Coordinador Regional del rea de Universitarios en sus actividades, para que ste a su vez, pueda hacer un ICAFE general uniendo los de las comunidades, y promoviendo la unidad en nuestra Regin.

    14. Proceso o Ciclo Vital de la Comunidad:

    Este proceso es el camino para llegar a nuestros objetivos como movimiento y como rea y se va realizando poco a poco. Tiene cuatro etapas de formacin como joven hacia tu vida adulta, desde que entras a la comunidad, hasta que defines tu opcin de vida y la realizas como un proyecto de vida. Son niveles de conciencia que adquieres, actitudes que cambias y compromisos que realizas. No puedes pretender saltarte ninguna etapa pues entonces tu compromiso no ser slido y profundo, y tu opcin de vida no sera la respuesta a lo que ests llamado por Dios a realizar y a lo que quisieras llegar a ser y hacer como cristiano comprometido.

    Las etapas que comprenden este itinerario son:

    Iniciacin

    Profundizacin

    Opciones de vida

    Compromiso de Vida

    Dentro de cada una de las etapas de las que se conforma nuestro itinerario, existen diferentes dimensiones, que hacen integral este proceso. Se trata de aspectos de tu ser y quehacer. Le dan totalidad al proceso, pues abarcan desde lo que eres como persona hasta lo que haces en el mundo, pero adems le dan unidad pues estn centradas en Cristo, en ti, en tus ideas, en tus actitudes y en tus capacidades.

    En cada una de estas dimensiones, existen diferentes aspectos que tendremos que evaluar para saber si necesitamos dar el siguiente paso o seguir trabajando en el que nos encontramos, con el fin de darle un seguimiento a cada miembro de comunidad, as como a la comunidad misma.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    31

    Las dimensiones que evaluaremos son los siguientes:

    Personal. Grupal. Crtico constructiva. Cristiano.

    La dimensin personal.- Es tu relacin contigo mismo, cmo te descubres y creces, con la ayuda de Dios, de los dems y del mundo.

    La dimensin comunitaria.- Es tu relacin con los dems. Es tu capacidad de vivir en comunidad, de compartir con los dems. De aceptar las opiniones de los dems para tu crecimiento y de impulsar el de los dems. Es aprender a buscar y trabajar por el bien comn, renunciando a ti, a favor de los otros.

    La dimensin crtico-constructiva.- Es la dimensin que te libera. Es tu relacin con el mundo, el analizar objetivamente la realidad y cmo te afecta. Es descubrir las ideologas a las que ests expuesto y definir tu propio criterio, consciente de las consecuencias que trae el vivir as y estar dispuesto a enfrentarlas y defenderlas, an teniendo que ir contra la corriente.

    La dimensin cristiana.- Es la que le da sentido a todas las dems, es central y sin ella nada se llevara a cabo. Esta dimensin es tu relacin con Dios y debes reconocer el efecto que tiene en ti esta relacin.

    INICIACIN.

    Este es tu primer momento en Universitarios, tal vez tu primer encuentro con Jess y su Iglesia, o a lo mejor, es una continuacin de tu experiencia cristiano-apostlica. De cualquier forma en esta etapa empieza tu crecimiento y desarrollo como FEF Universitario.

    En esta etapa llegas a un conocimiento de ti mismo, de tus capacidades y limitaciones, pero no slo al conocimiento sino a la aceptacin de tus limitaciones y el impulso de tus capacidades. Esto lo puedes lograr a travs de una reflexin constante de tu quehacer, tu hacer descifra y expresa siempre lo que eres. Esto te llevar a amarte como eres y a darte cuenta de tu potencial, reconocer la grandeza del ser humano que eres. (Sal 8: 139, 14)

    Por medio de tu vida en comunidad aprenders a compartir tu vida con los dems y a aceptar a los dems como son, as como ver en ellos la grandeza que hay en ti. Esto te llevar a reconocer en los dems a tus amigos, a aprender de ellos, crecer con ellos y a comenzar a trabajar en tu comunidad por el bien comn.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    32

    OBJETIVOS

    PERSONAL COMUNITARIO CRTICO CONSTRUCTIVA CRISTIANA Llegar a un conocimiento

    de mis capacidades y limitaciones.

    Aceptar mis limitaciones y buscar desarrollar mis

    capacidades.

    Desarrollar mi capacidad de

    compartir mi persona con los dems.

    Llegar a la aceptacin y el conocimiento de las dems personas.

    Adquirir una conciencia propia a partir de un anlisis

    objetivo de la realidad.

    Analizar mi realidad ms cercana (familia,

    universidad, movimiento, Iglesia) y tomar parte en

    ella.

    Introduccin al conocimiento de la persona

    de Jess.

    RESULTADOS

    PERSONAL COMUNITARIO CRTICO CONSTRUCTIVA CRISTIANA

    Reconozco mi dignidad humana.

    Me doy cuenta de mis posibilidades y lmites.

    Descubro que los dems me ayudan a crecer y yo a ellos.

    Reconozco a los dems como personas

    y me identifico con ellos.

    Entiendo e identifico los problemas de mi realidad cercana y reconozco mi

    papel dentro de esa realidad, acto y evalo.

    Me abro a otras realidades.

    Descubro a un Jess amigo.

    Descubro que estoy llamado por Jess.

    PROFUNDIZACIN.

    En esta etapa realizas regularmente la revisin de vida como evaluacin de tu caminar. Manejas en tu comunidad la evaluacin y la auto-evaluacin como instrumentos de reflexin personal y comunitaria. Esto te lleva a ser consciente de tus mecanismos psicolgicos (evasin, proyeccin, etc.), tu sexualidad, tus valores y tu forma de ver la vida.

    El apostolado, que consiste en dar un servicio especfico te brinda un sentido de pertenencia ms responsable. Por medio de tu servicio adquieres la capacidad de desarrollar y organizar actividades dentro de la comunidad.

    Te empiezan a llamar la atencin los problemas de la sociedad mexicana y discutes en la comunidad sobre su repercusin mundial, descubriendo la contradiccin entre lo que Cristo quiere y lo que est pasando.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    33

    OBJETIVOS

    PERSONAL COMUNITARIO CRTICO CONSTRUCTIVA CRISTIANA Hacer un anlisis y reflexin sobre mi

    persona (experiencias, pensamientos y sentimientos).

    Llevar al cabo la revisin de vida y descubrir en

    ella un proceso de cambio.

    Adquirir la capacidad de organizar a mi

    comunidad.

    Aprender a ser criticado y a criticar constructivamente a

    los dems.

    Analizar mi papel dentro de la realidad mundial y actuar

    dentro de ella.

    Replantear mi anlisis al actuar en ella.

    Conocer el plan de Dios y la historia de la Iglesia.

    Reconocer a la Iglesia sus Sacramentos y la oracin

    como medios de santificacin.

    RESULTADOS

    PERSONAL COMUNITARIO CRTICO CONSTRUCTIVA CRISTIANA Adquiero el deseo de

    cambio constante hacia mi superacin.

    Descubro y realizo la revisin de vida como un proceso de crecimiento

    constante.

    Tomo una actitud responsable y

    comprometida de mi liderazgo.

    Vivo fraternalmente en mi comunidad.

    Reconozco la opcin por los pobres.

    Me comprometo con el mundo y la sociedad.

    Me descubro hijo de Dios.

    Reconozco a la Iglesia como comunidad de

    creyentes.

    OPCIONES DE VIDA.

    En esta etapa se clarifican tus opciones, es la etapa donde defines tu opcin de vida y comienzas tu proyecto de vida, como aporte a la historia de la salvacin y al Plan de Dios. Descubres la necesidad de vivir en comunidad pues encuentras en ella el apoyo y la fuerza para seguir creciendo. Analizas tus etapas anteriores y fortaleces tu opcin de trabajar por el bien comn. Participas en la organizacin y toma de decisiones de la comunidad, y descubres tu capacidad de participar en otras comunidades.

    Mediante tu contacto con la realidad y tu anlisis de la misma, descubres el llamado de Dios para actuar en ella. Descubres la militancia como opcin de vida, reconoces la importancia de la lucha por la justicia y el planteamiento de soluciones concretas para el cambio de las estructuras.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    34

    OBJETIVOS

    PERSONAL COMUNITARIO CRTICO CONSTRUCTIVA CRISTIANA Definir mi proyecto de vida.

    Clasificar mis opciones de vida y valorar cada una de ellas.

    Descubrir mi necesidad de vivir en comunidad.

    Tomar parte en la organizacin y la toma de decisiones de mi comunidad.

    Ampliar mi visin de la Iglesia.

    Involucrarme en la realidad que he descubierto y analizado.

    Reconocer en Cristo mi modelo de vida.

    Descubrir en mi vida el plan de Dios.

    RESULTADOS

    PERSONAL COMUNITARIO CRTICO CONSTRUCTIVA CRISTIANA Encuentro y defino mi

    oracin.

    Trabajo por el fortalecimiento de mi

    comunidad.

    Adquiero un proyecto comunitario completo.

    Me siento inmerso en la realidad.

    Planeo alternativas para promover el cambio en la

    realidad.

    Me comprometo con Cristo y su plan.

    Reconozco que Cristo acta a travs de mi vida.

    COMPROMISO DE VIDA.

    En esta etapa disciernes y vives en la evaluacin de tu Proyecto de vida la conversin constante, orientando tu opcin por Cristo a travs de la accin y la evaluacin en la prctica.

    Dentro del grupo reconoces tu responsabilidad y la necesidad de vivir en comunidad, siempre como una forma de vivir la fe, por medio de la confrontacin y la fraternidad. Reconoces que tu primera comunidad constituye el apoyo para seguir adelante y te sirve de referencia, aunque te hayas proyectado a formar nuevas comunidades.

    La realizacin de tu proyecto va dando respuesta a los problemas que encuentras en la realidad que te rodea. Militas en organizaciones de la Iglesia y fuera de ella como participacin en la transformacin de la sociedad.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    35

    OBJETIVOS

    PERSONAL COMUNITARIO CRTICO CONSTRUCTIVA CRISTIANA Evaluar constantemente

    mi proyecto de vida. Confrontar

    constantemente mi proyecto de vida y sus

    avances en mi comunidad.

    Lograr que mi actitud sea proftica.

    Vivir mi misin y compromiso en la Iglesia.

    RESULTADOS

    PERSONAL COMUNITARIO CRTICO CONSTRUCTIVA CRISTIANA

    Soy constante en mi compromiso.

    Tengo madurez en mi opcin de vida.

    Descubro que siempre necesito el apoyo y

    crtica de los dems.

    Tengo la capacidad de liderar y organizar

    otras comunidades.

    Me proyecto hacia fuera con sentido a formar nuevas

    comunidades.

    Doy soluciones cristianas a problemas concretos.

    Me convierto en constructor del reino de Dios, mediante

    acciones concretas.

    15. Indicadores de xito

    Algunos indicadores que nos dirn como va creciendo y madurando la comunidad pueden ser:

    Se realiza un apostolado comunitario? Cmo es la conversin de los miembros de la comunidad? Existe solidaridad fraterna? Hay respeto y Confianza entre los miembros? Conocimiento de los dems y atencin a sus necesidades. Profundizacin de las verdades de la Iglesia. Vida de Oracin y participacin en la Liturgia. Nivel de santidad de sus miembros. Confianza y capacidad de mayor entrega. Constancia y congruencia en los miembros. Nivel de formacin en los miembros. Desarrollo personal integral. Capacidad de liderar. Capacidad de predicar. Capacidad de planear y ejecutar.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    36

    16. Glosario

    Agentes de evangelizacin. -Es toda la Iglesia la que evangeliza. Slo en referencia a ella, se puede afirmar la accin concreta de un evangelizador. -Todo el pueblo de Dios es evangelizador. -Con su sentido de fe el Pueblo de Dios impulsa a todos a no permanecer pasivos. -Los agentes de la misin evangelizadora no son funcionarios, sino voceros de Cristo. (Evangelii Nuntiandi).

    Apostolado. La vocacin cristiana es vocacin al apostolado, el cual la Iglesia ejercita por medio de todos sus miembros. El derecho y el deber del seglar al apostolado proceden de su unin con Cristo y de los dones particulares que el Espritu Santo distribuye a cada uno como quiere. (Documento Vaticano II. A. S. 2).

    Asesorar. El asesor est llamado a ser modelo para los jvenes y a dar respuesta a sus inquietudes hasta el paso de llegar a una mutua identificacin con ellos, sin perder su identidad oculta y madura.

    Tiene como caractersticas: -Considerar la asesora como opcin de vida. -Tener una visin crtica de los acontecimientos de la vida universitaria. -Estar en proceso de formacin permanente. -Ser reconocido por la comunidad, no ser impuesto. -Ser sensible y asumir los momentos de crisis y logros por los que atraviesa el grupo. -Favorecer la participacin e iniciativa del joven.

    Catequesis. Definicin: Una etapa de la evangelizacin. La catequesis no puede disociarse del conjunto de actividades pastorales misionales de la Iglesia.

    Se puede considerar catequesis a la educacin de la fe de los nios, jvenes y adultos que comprende una enseanza de la doctrina Cristiana, dada generalmente de modo orgnico y sistemtico con miras a iniciarlos en la plenitud de la vida Cristiana. (Catechesi Tradendae 18).

    Sin confundirse con ello, la misin pastoral de la Iglesia, que tienen un aspecto catequstico, que preparan para la catequesis o que derivan de ella: primer anuncio del Evangelio, bsqueda de razones para creer, en la comunidad eclesial; testimonio apostlico y misionero. (Catechesi Tradendae 18).

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    37

    Catequesis familiar. La accin catequtica de la familia tiene un carcter peculiar y en cierto sentido insustituible. Esta educacin en la fe, impartida por los padres se realiza ya cuando los miembros de la familia se ayudan unos a otros a crecer en la fe por medio de su testimonio de, vida cristiana, a menudo silenciosa, ms perseverante a lo largo de una existencia cotidiana vivida segn el evangelio. (Catechesi Tradendae) 68).

    Catequistas laicos. Consagrado a su actividad, de manera humilde y oculta, ejercita con celo ardiente y generoso, es una forma de apostolado seglar, particularmente importante, all donde los nios y jvenes no reciben en sus hogares una formacin religiosa conveniente. (Catechesi Tradendae 66).

    Conversin. La conversin es el punto de partida de todo seguimiento de Jess, y por lo mismo, de todo camino espiritual. Es la condicin de entrar al Reino (Mc. 1, 15). Supone una ruptura con la vida llevada hasta el momento, pero tambin decidirse a emprender un nuevo camino. La conversin no puede quedar a un nivel meramente personal. La expresin ms clara de la conversin de la solidaridad con nuestros hermanos.

    Doctrina social cristiana. Esta doctrina es inseparable de la visin cristiana de la vida. Es un conjunto de principios de reflexin, criterios de juicios y directrices para la accin en la vida social. El Evangelio anunciado por Jess, que culmina en su pasin, muerte y resurreccin, debe aplicarse en las realidades histricas concretas. Su conducta social es parte integrante de nuestro seguimiento de Cristo.

    Espiritualidad. La espiritualidad se entiende como un estilo de vida, una manera de ser y hacernos seguidores de Jess. Exige un testimonio, que implica constante conversin y coherencia entre fe y vida. Esto implica un cambio continuo en nuestras actitudes con el prjimo y la transformacin de las estructuras sociales de injusticia.

    La espiritualidad se alimenta de la opcin preferencial por los pobres, ya que Jess nos revela al pobre como signo de su presencia salvfica y como los primeros destinatarios del Reino. La espiritualidad no se reduce a sacramentos, sino que abarca toda la vida, es un estilo y una forma de ser cristianos (Evangelii Nuntiandi).

    Formacin integral. Formacin: Aquello a lo cual le vamos agregando o quitando algo para darle una forma determinada, e integral si consideramos el ser, objeto de esa formacin en su Todo.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    38

    Formacin laical. La formacin de los laicos tiene como objetivo el descubrimiento de la propia vocacin y la disponibilidad para unirla en cumplimiento de la propia misin. (Christifideles Laici 35). La madurez de la participacin de los laicos en la vida de la Iglesia depende de la formacin que se reciba. (Christifideles Laici. 35).

    Historia de la salvacin. Respuesta de la comunidad de creyentes a la libre eleccin amorosa de Dios, que nos ha llamado para ser santos e inmaculados en su presencia en el amor. (Prado Flores J. H. Historia de la Salvacin).

    Militancia. Aquella accin cada vez ms reflexionada, intencionada, consciente, contextualizada y organizada en orden a promover una transformacin de Iglesia y de la sociedad; se entiende como una opcin que hace el joven cristiano para asumir el estilo de vida de Jess de Nazaret y vivir su vida en la entrega a los dems.

    La militancia es una etapa activa y creativa, que se desarrolla una vez superada la adolescencia y supone la integracin dinmica de los elementos cognoscitivos, afectivos, sociales y transcendentes para una opcin y un proyecto de vida. Supone una actitud de constante conversin y discernimiento sobre el estilo de vida que desea asumir, as como los campos o espacios en los que puede y va a ejercer su accin sobre las organizaciones que potencian la construccin de esa civilizacin de la Justicia y la fraternidad.

    Oracin. Encuentro amoroso y gratuito con el Seor, donde discernimos y compartimos los avances de su proyecto liberador. Celebracin comunitaria de la fe. Como alimento fundamental de la espiritualidad, por lo tanto de nuestro ser cristianos.

    Pastoral. Es el actuar de la Iglesia (planificada, consciente e intencional) como respuesta concreta a necesidades especficas a fin de construir el Reino de Dios.

    Pastoral juvenil. Espacio de la vida con caractersticas especficas, estado de opcin desde, para y con los jvenes, dinamizadora y transformadora de la sociedad.

    Pastoral juvenil universitaria. Tiene por objetivo ser una nueva presencia evangelizadora en el medio universitario que, como signo del Reino de Dios, convoque a los estudiantes a vivir comunitariamente su fe como laicos y universitarios, a confrontarla con la ciencia y la cultura para un compromiso y la transformacin de la Universidad hacia una sociedad nueva. (Pastora Juvenil: S la civilizacin del amor).

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    39

    Revisin de vida. Es un camino de espiritualidad que nos convoca y educa en la maduracin de la fe mediante un estilo de vida militante como seguidores de Jess. Nos lleva al compromiso, un compromiso que responde a la realidad universitaria y de la sociedad en general. Es comunitaria porque es un espacio que posibilita compartir y celebrar la vida en y con la comunidad pequea. (Documento Pastoral Juvenil Universitaria. SERAJ).

    17. Bibliografa y Materiales de apoyo

    Primer ao. Iniciacin.

    Gonzlez-Carvajal, L. Esta es nuestra fe. Teologa para Universitarios. Ed. Sal Terrae. Espaa, 1998.

    Gmez, S. Formacin de Predicadores. Publicaciones Kerygma. Mxico, 1998. Juan Pablo II. Toronto 2002 Jornada Mundial de la Juventud Juan Pablo II. Jornada Mundial de la Juventud del ao 2002

    Segundo ao. Profundizacin.

    Prado, J. Formacin de lderes. Publicaciones Kerygma. Mxico, 1998. Rivas, J. Encuentros con Cristo. Contenidos de formacin integral. Mxico, 2001. De Balanz, S. La Iglesia: catecumenado para universitarios. Ed. Sal Terrae.

    Espaa, 1983. Quost, M. Triunfo. Rivas, J. Por qu soy catlico? Contenidos de formacin integral. Mxico, 2001.

    Tercer ao. Opciones de vida.

    Prado, J. Formacin de discpulos. Publicaciones Kerygma. Mxico, 1998. Rivas, J. El sentido de la vida. Contenidos de formacin integral. Mxico, 2001. Keith, Ch. San Francisco de Ass. Ed. Libro Libre. De Balanz, S. Jesucristo: catecumenado para universitarios. Ed. Sal Terrae.

    Espaa, 1985. Loring, J. Para salvarte: compendio de las verdades fundamentales de la religin

    catlica y normas para vivirlas. Librera Parroquial de Clavera. Mxico, 1997.

    Cuarto ao. Compromiso de vida.

    Prado, J. Id y evangelizad a los bautizados. Publicaciones Kerygma. Dossin, A. Seguir a Cristo. Ed. Paulinas. Mxico, 1977.

  • rea de Catequesis Universitarios, 2004

    40

    18. Sesin de Comunidad

    ACTITUDES:

    1) Siempre se participar hablando en primera persona; de la reflexin personal, desde la propia experiencia de Fe.

    2) No se puede polemizar o discutir o rebatir sobre la experiencia de Fe del otro.

    3) El respeto, la tolerancia, la sinceridad, la humildad y honestidad son valores fundamentales para el desarrollo de la sesin.

    4) Las aportaciones sern breves y todos procurarn participar en todas las reuniones.

    5) La Oracin ser una expresin de la Fe, un dilogo con Dios all presente ocupar el centro de la reunin, deber ser participada e iluminada con la Palabra de Dios (Pueden usarse cantos).

  • ANEXO

    Nombre de la Comunidad:_______________ Periodo a planear : _______2002 -2003

    Calendario para las sesiones de "pequea" comunidad

    FECHA Sesion Lugar ACTIVIDAD y/o Tema Matrimonio Facilitador: Ago 15 -30 Comunidades

    de FamiliarPesca... Concocacion Todos

    07-Sep 1 Templo La Trini Invitaciones / INSCRIPCION // Acogida y Convivencia Todos14-Sep 2 Casa de PYM FIESTA Mexicana de Bienvenida // Dinamicas de Presentacion Todos21-Sep 3 CYS Presentacion FEF y programa/Objetivos y Carisma CYS28-Sep 4 JYM Amor de Dios JYM05-Oct 5 DYA Pecado y sus Consecuencias DYA12-Oct 6 C. Misterios Virgen de Zapopan (12 oct.)//Flores a la virgen -Peregrinacion Todos19-Oct 7 AYC Jesus Solucion de Dios AYC26-Oct 8 PYM Conversion PYM02-Nov 9 CYS Liturgia Penitencial // En la Capilla // Sacerdote Asesor CYS09-Nov 10 Parque MetropolitanoDa de todos los santos // Convivencia con Familias Todos16-Nov 11 AYC Seorio de Jesus AYC23-Nov 12 ND Revolucion Mex ND30-Nov 13 PYM Promesa del Padre/Don del Espiritu PYM07-Dic 14 DYA Nuevo pentecostes para ti DYA14-Dic 15 JYM Liturgia Consagracin al Espritu Santo JYM21-Dic 16 Asilo Mundet ASUETO (VACACIONES) //15 Dic// POSADA en el Asilo Todos28-Dic 17 ASUETO (VACACIONES)04-Ene 18 ASUETO (VACACIONES)11-Ene 19 CYS EPIFANIA /Permanecer Y perseverar CYS18-Ene 20 RYR Comunidad RYR19-Ene 21-Ene Templo La Trini Misa de Cierre de Bloque Padre Asesor