BROWNIES PARA BROWNIES.----RAY BISBICUSTH

download BROWNIES  PARA  BROWNIES.----RAY  BISBICUSTH

of 8

  • date post

    01-Sep-2020
  • Category

    Documents

  • view

    4
  • download

    0

Embed Size (px)

description

Ahora sabras por que a los brownies les llaman brownies...

Transcript of BROWNIES PARA BROWNIES.----RAY BISBICUSTH

  • BROWNIES PARA BROWNIES.

    En una aldea de principios del siglo XIX, en GRAN BRETAÑA, en una hacienda de SIR . WALLACE, su humilde cocinera, de origen africano, se encontrava haciendo los caceres diarios de la cocina.

    La principal actividad de la cocinera, era la repostreria, principalmente la tarta de fresas, y los brownies de chocolate,

    -Sucedia algo curioso en aquella cocina,

    -OHH, de nuevo aparecen en el horno flores de vainilla, pero quien trae esto.....

    Las flores de vainilla, le dan un aroma particular a los postres, detalle que era agradecido por aquella cocinera, quien ya sospechava de quien se trataria.

    Un particular personaje, que merodeava la cocina por las noches, y a quien le fascinavan los brownies de chocolate.

  • La cocinera, conocia la obra de aquel gloton brownie, una criatura diminuta, esquiva, travieza, y muy trabajadora, al igual que aquella cocinera, quien se levantava todos los dias muy temprano, a hornear pan y postres para el millonario ingles.

    Cada mañana, era lo mismo, las mismas flores de vainilla, en el mismo sitio, a cambio de una rebanada de brownie de chocolate.

    Cierto dia, llega un encargo especial , un ponque de cerezas, la cocinera encarga las cerezas al provedor de la localidad, este le trae una lata, pero, sorpresa..........las cerezas habian vencido hacia 3 dias.

  • EL brownie, se percato de lo sucedido a la cocinera, la cual no sabia de donde sacar el fruto, exigido por su patron,

    Esa madrugada, el laborioso brownie, no deja flores de vainilla, y le deja a la cocinera, cerezas silvestres frescas.

    A la madrugada, la cocinera le alegra tener el exotico fruto, de ta exotico personaje, y se dispone a hornear el encargo de su patron.

  • Aquel dia, SIR. WALTER, queda sorprendido, con el sabor de la torta de cerezas, felicitando a la cocinera.

    Esa noche, la cocinera, en agradecimiento, hornea un brownie especial de cerezas, para aquel brownie.

    Esa misma noche, y durante muchas noches mas, el diminuto brownie, disfruto de los multiples sabores de tortas y ponques de aquella cocinera.